Violonchelo

El violonchelo es un instrumento musical de la familia de los instrumentos de cuerda frotada. En la orquesta ocupa un puesto entre la viola y el contrabajo y es un instrumento fundamental en esta familia de cuerda frota ya que suele realizar las partes graves, aunque también permite interpretar partes más melódicas. Se considera uno de los instrumentos de la familia de cuerda con más parecido a la voz humana.

Partes del violonchelo

  • Caja de resonancia. Es el cuerpo del violonchelo y está formada por dos tapas y una faja.
  • Cabeza. Es la parte superior y se compone del clavijero, la voluta, las clavijas y la cejilla.
  • Barra armónica. Se encuentra dentro de la caja de resonancia justo al lado de las cuerdas graves y se encarga de transmitir los sonidos.
  • Alma. su función es unir las dos tapas del violonchelo, también equilibra las respuestas de las cuerdas.
  • Ejes. Son agujeros en la tapa superior situados a cada lado, por aquí sale el aire.
  • Mástil. Se adosa al cuerpo.
  • Clavijero. Es donde se insertan las clavijas.
  • Clavijas. Sirven para afinar o hacer saltar las cuerdas.
  • Cordal. Su función es sujetar las cuerdas y afinar el violonchelo.
  • Pica. Sirve para sostener el instrumento en el suelo.
  • Cuerdas. La primera cuerda es la, la segunda re, la tercera sol y la última do.
  • Arco. Se utiliza para tocar el violonchelo.
  • Voluta. Se usa para colocar una pantalla fina difusora en ella, y hacer del clavijero una lámpara.
  • Cejilla. Marca el principio del mango.
  • Diapasón. Placa de madera sin de trastes, en el cual se pisan las cuerdas para lograr notas distintas.
  • Puente. Evita que el diapasón y las cuerdas no se encuentren a lo largo del mástil.

     

     

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *